Detalles formales que mejoran un texto

De: Armando
Enviado: Domingo 31 de Agosto de 2008 18:14
Asunto: Agradecimiento y preguntas

Querido Conrado:
   Me siento honrado por la inclusión de nuestro reciente intercambio de mensajes en "Cartas y Respuestas" de tu sitio.
En mi pensamiento rondaba la idea de que por haber reconocido afinidades entre nosotros podría, en el futuro, exponerte algunas de mis inquietudes en procura de tu opinión. A eso me refería cuando dije tener la esperanza de mantener contigo un diálogo llano.
   No sólo me sentí distinguido. Me agradó la idea de que estos escritos podrían ser de interés general. Será bueno desvelar algunas mentes.
   Hoy nieva intensamente en Bariloche. Buen tiempo para revisar y contestar correos. Entré a "Cartas y Respuestas".
   A sabiendas de que no mostrarías errores, sin embargo los busqué en el texto de mi última respuesta. Algunos –ocultos para terceros– encontré. Aquí mismo ya algo corrijo: dejo sangrías y no "justifico" el texto.
   Me atrevo a pedirte que si en algún momento puedes hacerlo contestes los interrogantes.
   ¡Gracias por trabajar sobre mi archivo antes de enviarlo a "Cartas y Respuestas"!

                                                                                                                                                                 Armando

    En el texto publicado en "Cartas y Respuestas", encontré estas "correcciones ocultas":

----------------------------------------------
   1 –  Sangría al principio de cada párrafo. ¿Es porque define con precisión el comienzo del nuevo concepto a desarrollar en el texto? En mi texto no las había dejado.

   En una página común, (sin líneas en blanco), la sangría facilita que el lector perciba en dónde comienza cada párrafo. Para lograr este efecto visual se requieren unos pocos espacios: entre dos y cinco. Si la sangría es demasiado extensa –por ejemplo de 10 espacios, como en las máquinas de escribir Remington de antaño–, se obtiene un efecto contraproducente: Como la lectura normal no se realiza palabra por palabra, sino por bloques de a tres o cuatro, el espacio excesivo antes del comienzo del párrafo acorta la cantidad de palabras percibidas en cada movimiento de los ojos, y produce fatiga tanto visual como mental.
   
    Cuando se lee en un idioma poco conocido, en el que se avanza palabra por palabra en lugar de en bloques de varias a la vez, la fatiga visual sobreviene rápidamente, agravada por las diferencias ortográficas que obligan a los ojos a detenerse en detalles que normalmente se sobreentienden. Opuestamente, las técnicas de lectura veloz permiten leer en bloques de a cuatro y aún más palabras, incluso abarcando una línea entera por vez, con lo que la velocidad de lectura de una persona cultivada puede pasar de 250-300 palabras por minuto a más de mil, y en algunas personas hasta dos y tres mil.

   Por supuesto que esta rapidez sólo es útil cuando se conoce de antemano el tema del texto, cuando su estructura resulta previsible –la lectura del diario, por ejemplo– o cuando sólo se intenta adquirir una idea general del contenido –la así llamada "lectura diagonal" de una página de texto–. Difícilmente resulten de utilidad los métodos de lectura veloz –"Ilvem", por ejemplo– cuando el tema requiere una cuidadosa intelección y reflexión de los conceptos que propone.

   En la década de 1920 Kofka, Ehrenfels y demás genios alemanes de la teoría de la Gestalt descubrieron varias de las leyes fundamentales de la percepción, de las que derivan, entre otras aplicaciones, estos métodos de estudio. En lo que atañe a un texto formalmente bien presentado, las leyes guestálticas (término castellanizado, para que suene como la "g" germánica, que siempre tiene sonido "gue") sugieren una serie de detalles formales que facilitan, precisamente, la percepción de su significado.

----------------------------------------------

   2 – No "justificar" el texto. ¿Es para hacer aparecer al diseño del texto más humano y menos robótico? Yo siempre "justificaba".

    El texto "justificado" –con espacios intercalados entre las palabras, para que todas las líneas tengan la misma longitud– es o más agradable visualmente sólo para quien no lo va a leer, porque la página aparece con sus dos márgenes perfectamente alineados. Al evitar la "justificación" no aparecen esos espacios de más entre palabras y, por un efecto guestáltico análogo al de la sangría, la lectura se realiza con mayor fluidez.

----------------------------------------------   
   3 – En el primer párrafo incorporas la oración "Sin ser un usuario…" después de un punto seguido. ¿Correlación de contenido? En mi texto la había separado hasta con una interlínea:
  "El uso excesivo de modernas herramientas cibernéticas para la comunicación suele impedir la maduración de ideas y sentimientos. Tampoco concede tiempo a las expectativas. Sin ser un usuario entusiasta de estos servicios igualmente sufro su efecto dañino."

   Efectivamente, el contenido del enunciado: "Sin ser un usuario..." es continuación lógica del que lo antecede. El punto y aparte –y más aún la separación con una línea en blanco– haría suponer erróneamente que se trata de un contenido nuevo, independiente del anterior.

----------------------------------------------
   4 – En el tercer párrafo ubicas después de punto y seguido la oración "Habría entendido…" ¿Correlación de contenido?:
  "Tiempo atrás, con ritmo más lento, le habría dado a mi expectativa la ocasión de ser. Habría entendido la circunstancia y evitado crear una impaciencia infundada."

   Al igual que en el caso anterior, el significado de la segunda oración depende del de la primera, por lo que se la podría separar incluso solamente con punto y coma (;).

----------------------------------------------
   5 – Séptimo párrafo: separaste "Los interrogantes podrían continuar…" ¿Es porque este desglose de mi extenso párrafo original da respuesta al contenido de su primer fragmento?:   "¿Qué hacer cuando no hay nada que se le pueda reconocer? ¿Optar por la inacción y dejarlo librado a su destino, que es dirigido por su conducta inmoral? ¿Ayudarlo? ¿Cómo y cuánto? ¿Cómo controlar el equilibrio de nuestros propios humores para actuar, en caso de hacerlo, con ecuanimidad?"
    "Los interrogantes podrían continuar..." etc. etc.

   La separación mediante el punto y aparte refuerza la suspensión del juicio que proponen las preguntas. Hay un claro cambio de tono en la oración "Los interrogantes podrían continuar": Se trata, efectivamente, de una respuesta,. por lo que debe ir en párrafo aparte. Antes que el efecto estético "de conjunto" del texto se debe tener en cuenta al lector y tratar de que la distribución espacial del escrito corrobore su significado.

    Esto vale también –y sobre todo– para las formas caprichosas con las que los malos poetas suelen presentar sus producciones: Versos escalonados, con tipografías extrañas o –la forma más frecuente y desagradable–, versos centrados en medio de la página, rasgo que pone de inmediato en evidencia el escaso valor de una obra: La calidad literaria de un poema no requiere ser apuntalada con originalidades gráficas.

----------------------------------------------
    6  – Noveno párrafo: El interlineado ¿es para destacar el significado de la oración? En el texto original utilicé el punto y aparte pero no dejé interlínea:
   "(...)
Es innecesario describir lo que puede suceder hoy.

   El amor superior deberá multiplicarse tocando a muchas almas y hacerse efectivamente activo, como el antibiótico que ataca a una pandemia.

   Darle sentido a nuestra existencia es descubrir el amor superior. De allí la necesidad inexcusable de dar y recibir sostén entre quienes tratan de reconocer su propia vocación y percibir cuál es –según tus palabras– su finalidad última.

   La esperanza de construir esta utopía se afirma con lo que Bertrand Russell dijo:  “…por mal que veamos al mundo, siempre habrá espacio para pensarlo y hacerlo mejor.”.

   Estos tres párrafos finales sintetizan las conclusiones de todo el escrito, y por consiguiente su tono es claramente distinto al de los anteriores. Se trata de enunciados independientes, por lo que no tendría sentido unirlos para asemejar su longitud a la de los anteriores: Un párrafo lo es por su unidad de contenido, aunque esté compuesto por unas pocas palabras.

----------------------------------------------
    7 – Último párrafo: Después de los dos puntos debe continuar la cita en lugar de mandarla al renglón siguiente como yo hice. Mi error es claro en este caso:
      "La esperanza de construir esta utopía se afirma con lo que Bertrand Russell dijo:  “…por mal que veamos al mundo, siempre habrá espacio para pensarlo y hacerlo mejor”."

En efecto, es el mismo caso de los puntos 3 y 4: Correlación de contenidos.

                                                                                                                                                                             Conrado De Lucia
                                                                                              Volver arriba
                                                                                    Volver a Textos enviados
                                                                                   Volver a la Página Principal